Ciegos de seis países conquistan cima del volcán Barú en Panamá | FOAL

Ciegos de seis países conquistan cima del volcán Barú en Panamá

Martes, 1 Agosto, 2017 - 09:30

Personas con discapacidad de seis naciones conquistaron por cuarta vez la cima del volcán Barú, en el extremo occidental de Panamá, y realizaron el descenso desde los tres mil 475 metros sobre el nivel del mar (msnm).

Grupo personasLa caminata internacional reunió a 140 personas, de ellas 60 invidentes procedentes de Alemania, Colombia, Salvador, Costa Rica, Venezuela y el país anfitrión, quienes pernoctaron en la montaña, desde donde puede apreciarse los océanos Atlántico y Pacífico.

Es recomendada por los expertos la ruta menos peligrosa, seguida por la expedición, que parte del poblado de Boquete ubicado al este-sureste de la montaña, a mil 131 msnm, y la trayectoria es de 22 kilómetros hasta la cúspide, de los cuales 13,5 son a pie.

Uno de los protagonistas, Roger Saavedra, presidente de la Asociación Trekking Panamá, quien es débil visual, declaró que la actividad tiene como objetivo que ellos desarrollen el turismo extremo en esta zona, para que su imaginación los pueda trasladar a la experiencia más sublime de su vida.

'Se siente el cansancio, el rocoso, escarpado e inhóspito terreno, el intenso frío, de hasta 2 grados centígrados, ese contacto con la naturaleza', dijo. 'Sí se puede hacer deporte, turismo extremo accesible para personas con discapacidad, porque todas las personas con o sin discapacidad visual que suben y bajan el Volcán Barú, regresan siendo mejores personas', aseveró.

El ascenso les tomó unas 10 horas y en todo momento contaron con un dispositivo de seguridad integrado por familiares, amigos y socorristas, quienes sirvieron de apoyo para alcanzar la meta.

Barú es la mayor elevación panameña y el volcán más alto del sur de América Central, cuya última erupción tuvo lugar aproximadamente hace 500 años y fue documentado por navegantes españoles que transitaban por el Pacífico panameño, y sigue activo, según estudios científicos.

Hasta ese momento, la altura superaba los cuatro mil 600 msnm con la cima cubierta de nieves perpetuas, pero en la más reciente actividad se abrió un cráter por la ladera suroeste, lo que provocó el derretimiento del hielo en la cúspide y el colapso de la misma, con una gran avalancha de fango y lava.

En los últimos mil 800 años sufrió cinco erupciones, cada 400 a 500 años aproximadamente, pero el dato más antiguo reportado por el Instituto Smithsonian de Investigaciones Tropicales fijó la primera actividad confirmada en el año 9280 antes de nuestra era.

'Si atendemos a sus tiempos y consideramos que entra en actividad cada cuatro siglos, podemos decir que estamos en el rango de una nueva erupción', advirtió en 2016 Arkin Tapias, investigador del Instituto de Geociencias de Panamá, aunque adelantó que no hay alarma, pues es posible pronosticarla.

arc/orm

Enlace a la noticia en la web: Prensa Latina. Agencia Informatica Latinoamericana.

Fuente: 
Web: Prensa Latina. Agencia Informatica Latinoamericana